Turrón de Chocolate Crujiente

Receta
Turrón de Chocolate Crujiente
Autor
RecetasCuisine
Raciones
1-2 tabletas (depende del tamaño del molde)
Tiempo
15 minutos aprox. (más reposo)
Ingredientes
200gr de Chocolate con leche

100gr de Chocolate negro fondant

75gr de Mantequilla (o manteca de cerdo ibérico o manteca de cacao)

40gr de Almendra molida

50gr de Arroz inflado de chocolate (cereales de desayuno tipo Choco Krispis®)

Hola! Con este turrón de chocolate crujiente, inauguramos oficialmente la temporada de recetas navideñas. Este año hemos comenzado un pelín antes, será que tenemos muchas ganas de que llegue por fin navidad.

En nuestro grupo de Facebook (pincha aquí para unirte) empezamos a hablar de roscones de reyes, y claro, una cosa lleva a la otra, y al final, cuando te das cuenta, estás buscando los moldes de los turrones y haciendo la lista de lo que te falta para hacer una tableta y quitarte el mono.

Al final, resultó ser más de una, porque hice un par de pruebas, variando las cantidades de ingredientes hasta dar con la combinación para mi gusto, más ideal, y este es el resultado, esperamos que os guste.

Elaboración:

1. Equipamos el robot con el mezclador. Ponemos en el bol el chocolate troceado y la mantequilla. Programamos velocidad 3, 45º, 10 minutos (sin tapón). Al finalizar, si vemos que quedan algunos trozos enteros, mezclamos con la espátula y con el propio calor del resto que ya está fundido, se deshará.

2. Añadimos la almendra molida y programamos velocidad 6, 30 segundos.

3. Añadimos el arroz inflado y mezclamos con velocidad 6, 10 segundos. Terminamos de mezclar dando unas vueltas con la espátula.

4. Vertemos la mezcla en un molde para turrón, yo lo he puesto en un molde de plástico duro de tableta que mide 20x8cm y 2cm de alto y me ha dado para rellenar otro molde en forma de barrita (salen dos) como os muestro en la foto. También hay moldes de madera o de silicona para turrón. Si no tenemos molde específico para este tipo de elaboración, podemos usar uno tipo plum cake, o improvisar uno cortando un brik de leche o zumo por la mitad longitudinalmente, para que nos quede con la forma de una tableta.

5. Repartimos bien por todo el molde, llenando todos los huecos y dejando la superficie lo más uniforme posible. Dejamos caer el molde sobre la encimera, con un golpe seco, para que salgan las burbujas de aire.

6. Dejamos reposar a temperatura ambiente, y cuando se haya enfriado, lo tapamos bien con film y guardamos en la nevera. Se podría consumir pasadas unas tres o cuatro horas, pero lo ideal es dejarlo de un día para otro, tendrá otra consistencia y estará mejor.

 

Nota: Los moldes que he utilizado son de la tienda Sole Graells. Tienen variedad de diseños para que nos salga quede con alguna forma o dibujo.

 

Deja un comentario