Leche Frita

Receta
Leche Frita
Autor
RecetasCuisine
Raciones
8-10
Tiempo
60 minutos aprox.
Ingredientes
500ml de Leche fría

1 rama de Canela

1 trozo de piel de Limón

50gr de Maicena

100gr de Azúcar

2 Huevos

Para freír y rebozar

Aceite de girasol o de oliva suave

Harina

Azúcar

Canela en polvo

Hola! Estando en Semana Santa, no podíamos pasar sin compartir esta receta de uno de los dulces estrella de nuestra gastronomía en estas fechas. Hay quienes no perdonan que pasen estos días sin preparar una buena tanda, otros son más de torrijas, y los más golosos, se apuntan a las dos cosas…

No es para menos, ya que es un dulce que te atrapa por su cremosidad y sabor; a mi es un postre que me pierde, y que si no fuera porque es una auténtica bomba, lo estaría comiendo todas las semanas.

La receta me la ha enseñado mi madre, y ella, la aprendió de mi tía, y ahora he recogido el testigo y me he encargado yo de hacerlo en casa. Recetas tradicionales que pasan de unos a otros, y que hemos de encargarnos de seguir manteniendo vivas para que no se pierdan.

Elaboración:

1. Equipamos el robot con el batidor y ponemos en el bol 300ml de leche, la rama de canela y un trozo de corteza de limón que cortaremos sin llegar a la parte blanca del limón. Programamos velocidad 2, 100º, 7 minutos. En ese tiempo, ha de hervir la leche, si no es así, ponemos algún minuto más.

2. A continuación, ponemos el tapón y dejamos reposar durante 15 minutos, de esta forma, la leche se infusiona con el gusto del limón y la canela y obtendremos una leche frita muy sabrosa.

3. En los 200ml de leche (fría) restantes, diluimos la maicena muy bien, removiendo fuerte para que se disuelva y no queden grumos. A la leche infusionada, quitamos la rama de canela y el limón (se puede colar si preferimos). Añadimos al bol el azúcar, los huevos y el la leche con la maicena. Programamos velocidad 4, 100º, 10 minutos. Se formará una masa muy espesa.

4. Pasamos a una fuente recetangular donde el alto de la masa no exceda de 2cm. Cubrimos con papel film, que quede totalmente en contacto con la masa, para que no se forme costra. Dejamos templar un poco a temperatura ambiente, y pasamos a la nevera, donde mantendremos durante un par de horas para que la masa se enfríe por completo y tome la consistencia adecuada para poder cortarla en porciones.

5. Pasado este tiempo de reposo, y con la masa ya bien fría y firme, procedemos a cortar en porciones cuadradas. Utilizaremos un cuchillo bien afilado para que los cortes sean limpios.

6. Batimos el huevo, rebozamos los cuadrados primero en harina, sacudimos bien el exceso de harina y los pasamos por el huevo batido. Escurrimos bien del huevo y freímos en aceite muy caliente.

7. Una vez fritos, los dejamos sobre papel de cocina, para que suelten el exceso de grasa de la fritura.

8. Aún calientes las porciones, las rebozamos de manera abundante en una mezcla que habremos preparado con azúcar y canela y vamos colocando en el palto o fuente donde lo vayamos a servir.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.